lunes, 20 de mayo de 2013

Vestimos la cuna

Encontré  en Ikea la cuna perfecta para mi, el modelo Gulliver, que puede convertirse en cama quitándole los barrotes de uno de los lados y bajando el colchón. Primero la utilizó Nachete, y luego la reconvertí para Marta vistiéndola de forma totalmente diferente.
No recuerdo cuanto costó, no más de 100 euros, pero os aseguro que ha sido una inversión muy amortizada.
Modelo Gulliver- Ikea


Me encantan todas las colchas, cojines, etc... de The white store, y siguiendo un poco el estilo y colores de una de sus colecciones hice todo el juego de cama para Marta en vichy rojo y azul.







Una idea diferente para vestir una cuna, que os parece?

5 comentarios:

el baul de Ratita dijo...

Me encanta!! Es perfecto para una niña, femenino y alegre sin caer en lo cursi. Me lo apunto!!
Besitos. Angela

luana lalia dijo...

Muy bonito!, una gran idea....apetecible para tener dulces sueños

¡Qué cosa tan dulce! dijo...

Pues me parece súper bonita y muy resultona!!!
Un beso
Yaiza ¡Qué cosa tan dulce!

Lois Nenúfar dijo...

Pues te ha quedado monísima la cunita!!

Dressing Ivana dijo...

Ha quedado ideal!